Beneficios de los lácteos para tu salud

La leche y sus derivados se constituyen en alimentos necesarios e imprescindibles para nuestra dieta diaria. Y lo son por su aporte nutricional y por sus beneficios directos sobre nuestra salud. Os exponemos, a continuación, algunas razones para no dejar de lado de lácteos:

  • Tienen un alto contenido en calcio, un nutriente necesario para la formación y el crecimiento óseo.
  • Según datos de la Federación Nacional de Industrias Lácteas (FENIL) la leche y los productos lácteos aportan el 60-75% del calcio total recomendado en la dieta.
  • El consumo de lácteos puede ayudar a la prevención de la osteoporosis.
  • Son una fuente de energía para el organismo gracias a sus contenidos en grasas y lactosa.
  • Tienen vitaminas del grupo A, B y C, tanto hidrosolubles  como liposolubles.
  • Tienen un alto valor en proteínas, fundamentalmente caseína, que cubre la  necesidad de aminoácidos.
  • Los lácteos ayudan a realizar mejor la digestión.
  • Al contrario de los que se cree, la leche entera al tener más grasa no es mala para la salud, al contrario, al tener más grasa tiene mayor aporte de vitaminas liposolubles A, D, E y K.
  • La leche semidesnatada y desnatada, al tener menos grasa, se constituye en un alimento ideal para personas con obesidad, hipertensión, colesterol o aquellos que están buscando bajar de peso.
  • La leche, al contener ácido linoléico conjugado, ayuda a mantener unos niveles idóneos de colesterol en sangre.
  • Hay estudios que asocian que calcio y la vitamina D de los lácteos ayudan a prevenir problemas de hipertensión.

Más información y fuentes de interés